¡Conociendo Querétaro! 2da. parte

Para nuestro segundo día en Querétaro, nos levantamos bien temprano y ya que vengo de buena familia cafetalera, osea que estamos acostumbrados a tomar café desde muy temprano (no vayan a creer que tengo cafetales jajajaja), nos preparamos unos cafés y nos fuimos a desayunar a un increíble restaurante que elegimos desde un día anterior, sí nos costó mucho elegir, pero lo logramos, acudimos a un buffet, donde descubrimos que había sido una excelente elección.

Restaurante Jardín de la Cervecera Hércules

20180930_122823

Este restaurante que en su tiempo fue una importante fábrica de textiles, hoy da asilo al equipo de producción de la Cervecera Hércules y que también cuenta con un espacio de Jardín conocido como Biergarten (jardín de cerveza)  para darle paso a la comida independiente que combina elementos tradicionales de Querétaro  con ingredientes locales.

Para nuestra suerte elegimos visitar este lugar en domingo, por lo que tuvimos la oportunidad de ir al Brunch con un horario de 10:00 a.m. – 13:00 p.m. Desde que llegas al lugar la curiosidad se convierte en tu amiga, a simple vista no pareciera un restaurante, parece solo la fábrica, pero cuando llegas descubres un hermoso lugar, su fachada antigua, de fábrica le dan un toque increíble, del estacionamiento al jardín te encuentras con diferentes escenarios donde querrás hacer tu propia sesión fotográfica… antes de seguir se me olvido decirles que entrando de lado derecho puedes encontrar varias tiendas donde encontrarás, desde jabones orgánicos, hasta pan sin gluten.

Ya estando en el jardín, el cual es hermoso, te registran y te llevan a tu mesa, donde uno de los meseros que te atienden te comenta cuál es el proceso del brunch, ya que esta el buffet, pero también puedes pedir  a la carta, lo cual se nos hizo una maravilla. Hay de todo tipo de alimentos, frutas, pan, diferentes especialidades de huevos, carnes frías, emparedados y que decir de los exquisitos postres, yummi, yumi, vale mucho la pena.

El brunch termina a la una y hacen un cambio total en el menú, por lo que debes llegar temprano porque respetan mucho los horarios, los últimos 5 minutos antes de la una ya te  están comentando del cambio.

¿Que sí lo recomiendo?, totalmente amigos, la comida es deliciosa y el precio lo vale.

Un poco de historia desde un tranvía

Al ser nuestro último día, queríamos saber un poco más sobre Querétaro, es por eso que después de nuestro super desayuno, decidimos recorrer la ciudad en el tranvía y de paso conocer un poco más de la historia.

El recorrido inicia a un costado de los enfrente de la Plaza de la Constitución, de ahí nos trasladamos al Templo de Santa Cruz, donde honran una cruz de cantera labrada por manos chichimecas que representa a la que apareció el día de la fundación de la ciudad. A un costado se encuentra la Explanada de Plaza de los Fundadores, en memoria a las personas que participaron en la fundación de la ciudad.

 Lo bueno del tour en tranvía es que cuenta con un guía que te va explicando paso por paso toda la historia de la ciudad y su fundación.

Después pasamos por el famoso Acueducto, uno de los monumentos más importantes de la ciudad, construido en 1726 para abastecer de agua limpia a la ciudad, cuenta la historia que  Juan Antonio de Urrutia y Arana mandó a construir el acueducto en honor al amor que le tenía  a una joven que no le pudo corresponder su amor, porque ella ya se había comprometido con Dios, convirtiéndose en monja.

A continuación pasamos el tanque del Marqués construida en honor a Don Juan Antonio de Urrutia y Arana, quien fue el principal benefactor de la ciudad. Del lado izquierdo del recorrido pasas a un costado de la Alameda de Hidalgo, un hermoso parque que también vale la pena visitar.

A unas cuantas calles entras a una de la avenida principal donde pasas el Jardín de Zenea y la Plaza de la Constitución que forman parte del Centro de la Ciudad, una ciudad que es hermosa y está rodeada por mucha magia.

Alrededor del centro podremos encontrar varias iglesias, tuvimos la oportunidad de visitar una de ellas, el Templo de Santa Rosa de Viterbo, en honor a Santa Rosa de Viterbo, santa italiana y virgen perteneciente a la 3ra. Orden de San Francisco, un templo maravilloso al estilo Barroco Colonial Mexicano, y debo decir que es muy hermosa, tanto por dentro como por fuera, su color rosa es increíble, sin duda una de las iglesias más lindas que he conocido.

¿Si vale la pena el tour?, sí lo vale, pasas un momento agradable y el costo del tranvía o turibus no es caro, está en $65.00 pesos por persona. Sí visitan la página web del tour en tranvía, encontrarán otras opciones más para divertirse en familia como: el tours de leyendas, Segway, entro otros.

Tranvía Querétaro

 Sé que esto no es la mitad de Querétaro y que aún me falta mucho por conocer, pero sin duda alguna me he llevado un gran sabor de boca con este viaje, prometo volver pronto para recorrer los lugares que me quedaron pendientes.

20180930_161128
La muñeca artesanal de Amealco ha sido oficialmente nombrada Patrimonio Cultural del estado de Querétaro

2 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Elsa Velazquez Gomez dice:

    Que bonito Maríana nuestro país tiene cosas muy lindas y hermosas.

    Le gusta a 1 persona

    1. Así es!! Muchas gracias 😊 😍 y todavía hay más!!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s